Reflexiones sobre la obtención de información y el interés de conocer

info_chilePor Claudio Ragni Vargas

Desde la perspectiva de la información el uso del término Inteligencia ha sido utilizado para definir diversas actividades en torno al manejo de “conocimiento y la anticipación”; independientemente de los “sistemas de inteligencia del Estado”. Así entonces se puede establecer que para obtener “información útil” también se pueden concebir las metodologías propias de estos servicios y agencias. Respecto a este punto hoy día se usan diversas formas para instalar nuevas técnicas de “observación de los entornos” ya sean económicos, financieros, del mercado y por qué no de los medios. Así se esbozan términos como inteligencia económica, inteligencia financiera, inteligencia de mercados, bussiness Iitelligence en lo tecnológico y por cierto “inteligencia de medios”.

En los medios, con el interés del periodismo y los ciudadanos sobre los actos del sector público y privado la “audiencia” puede presionar por más conocimiento, intentando así conocer conversaciones privadas entre autoridades políticas para dar cuenta los compromisos que motivaron tal o cual decisión, las negociaciones de una empresa antes de ser vendida a un Holding, entre muchos otros ejemplos.

Al filtrarse alguna de estas “informaciones” y otras que corresponden a la esfera estatal o a la privada la pertinencia de su divulgación se dará en la medida del criterio periodístico, la relevancia social o el impacto mediático. Con esto el periodismo suele verse en la encrucijada cuando no deduce bien los efectos de una noticia, por el efecto de una filtración.

Estas denuncias, filtraciones o investigaciones que la prensa realiza tienen una connotación en las múltiples dimensiones del “derecho a la libertad de expresión”. Esta prerrogativa es favorable en muchos casos para la prensa porque la libertad de expresión no solo está consagrada como un derecho esencial de la naturaleza humana, el cual supone tanto emitir opiniones sin coacción alguna como también a recibir esas opiniones. Además, de alguna forma se ha entendido que la libertad de expresión presenta una doble dimensión, donde violar el derecho individual de expresión afecta al derecho colectivo de recibir cualquier información y a conocer la expresión del pensamiento ajeno. En este argumento cabe también otra idea, el derecho a la información queda configurado como una dimensión del derecho a la libertad de expresión e información. Entonces el derecho a la información no es autónomo, es una prolongación del derecho a la libertad de expresión, aspecto considerado en diversos instrumentos jurídicos internacionales, como la Convención Americana sobre Derechos Humanos” (Pacto de San José de Costa Rica) y el Pacto Internacional de Derechos Civiles y Políticos, ambos disponen en este sentido, que “este derecho comprende la libertad de buscar, recibir y difundir informaciones e ideas de toda índole” (artículos 13.1 y 19.2 respectivamente) y en nuestro país el Art 19 de la Constitución Política de la República de Chile y la Ley sobre libertades de opinión e información y ejercicio del periodismo (Ley 19.733).

La relación anterior pretende describir que el periodismo de investigación podría construir la noticia con métodos muy similares a los empleados por los servicios de inteligencia (entre otras cosas manejan fuentes confidenciales). Dentro del mismo esquema en los medios de prensa el trabajo del periodismo de investigación se realiza en estricto secreto y las portadas de los diarios no se conocen hasta ser publicadas. Este punto no debe ser entendido como funciones comunes ya que tanto los productos informativos como los consumidores son bastantes diferentes. Con todo la función periodística se rige por los principios de libertad de prensa, la libertad de expresión y el derecho a la información de su audiencia, en tanto que la función de inteligencia se basa en principios diferentes: pertinencia, compartimentaje (saber solo una parte), oportunidad entre otros aspectos propios del sistema de inteligencia de un estado, el que fundamentalmente busca y desarrolla inteligencia que tenga consecuencias en la decisión de la autoridad y como contraparte los medios de comunicación producen información que tiene consecuencias en la opinión pública, con esto se canalizan entre otras cosas, el control público de los poderes del Estado.

Artículos relacionados